Focha común (Fulica atra)

La focha común es uno de los más frecuentes, ya que aparece en abundancia en numerosos humedales europeos Ave de tendencias omnívoras (aunque, en general, mayoritariamente vegetariana)—, ave muy prolífica.

_DSC0344

Clasificación

Orden: Gruiformes

Familia: Rallidae

Longitud

36-38 cm

Envergadura

70-80 cm

Identificación

Se caracteriza por presentar un plumaje prácticamente negro, a excepción de los flancos y las zonas inferiores, que adquieren un cierto tono grisáceo, y las puntas de las rémiges secundarias, que son blancas. El aspecto más llamativo de la anatomía de esta especie es la posesión de un escudete frontal blanco que se estrecha hacia la base del pico.

Los ejemplares jóvenes son bastante diferentes a los adultos, pues lucen una librea parduzca con matices grisáceos, que se aclara en la garganta y la cara.

_DSC0246

Canto

Dónde vive

Está presente como reproductora en numerosas localidades de la Península, tanto interiores como costeras, así como en Baleares y Canarias. En nuestro territorio encontramos la subespecie atra.

Desplazamientos

Ave migradora parcial, ya que los individuos del centro y sur de Europa se muestran sedentarios, si bien suelen realizar movimientos de cierto alcance ante condiciones meteorológicas adversas o debido a la escasez de alimento. Las fochas residentes en nuestros humedales son básicamente sedentarias, a pesar de lo cual resultan habituales los movimientos dispersivos después de la reproducción, así como las fugas a consecuencia de las sequías, que obligan a las aves a buscar humedales con niveles hídricos aceptables.

Hábitat

De carácter bastante acomodaticio, la focha común no es una especie particularmente exigente en la selección del hábitat, razón por la cual se establece en una gran variedad de humedales, tanto naturales como artificiales, desde lagunas salobres hasta marismas, además de embalses, ríos y lagos de montaña.

_DSC0338

Alimentación

En la dieta de este rálido tiene cabida tanto el alimento de origen animal como el de origen vegetal, aunque es el último el que predomina. Consume una gran variedad de plantas, si bien se inclina por brotes, tallos y semillas de plantas acuáticas sumergidas, algas y tallos y rizomas de eneas, carrizos o juncos, que complementa con algún que otro vegetal terrestre, en particular cereales. La componente animal de la dieta se incrementa durante la época de reproducción, sobre todo en la alimentación de los pollos, para la que los adultos aportan moluscos, lombrices, larvas, escarabajos acuáticos y hasta pequeños vertebrados.

Reproducción

La focha común es un ave gregaria que se organiza en nutridos bandos durante el invierno, si bien al dar comienzo la época de reproducción los ejemplares emparejados tienden a abandonar los grupos para instalarse a criar entre la vegetación ribereña. El nido consiste en una voluminosa plataforma confeccionada con tallos de plantas acuáticas, que las aves doblan para conseguir una estructura flotante pero firmemente anclada al fondo, ya que los tallos empleados a tal efecto permanecen vivos. Ambos adultos aportan diferentes materiales al nido e incluso llegan a construir una especie de tejado que aísla y camufla la plataforma. En estos elaborados emplazamientos, las hembras depositan de 6 a 10 huevos de color grisáceo y finamente manchados, que serán incubados por ambos adultos durante 21-24 días.

Amenazas y Conservación

Desaparición de los humedales, es la influencia de los ciclos de sequía y su incidencia en el número de reproductores existentes en nuestro país.

Fotografías: Propias.
Más Info: rutas@derutasporlanaturaleza.es

Los comentarios estan cerrados.